*

Redes

Portada  |  16 octubre 2020

Desorbitado: un inodoro de 23 millones de dólares para la Estación Espacial Internacional

El equipo está diseñado para funcionar sin gravedad y fue enviado para probar su funcionamiento y comprobar si se adaptará a las futuras misiones a la luna.

Por sus dimensiones y su complejidad, aparenta ser el equipo para algún sofisticado experimento espacial, pero en realidad es un artefacto cotidiano y casi imprescindible: un inodoro. Un inodoro galáctico 

Lo inusual es su costo: 23 millones de dólares, según informó la Administración Nacional de Aeroáutica y Espacio (NASA, por su sigla en inglés). 

La NASA envió el “Sistema universal de manejo de desechos”, como se denomina el artilugio, a la Estación Espacial Internacional (EEI) con el fin de testear su funcionamiento y determinar si es conveniente para integrar el equipo de las misiones a la luna que Estados Unidos planea para los próximos años. 

El inodoro está construido con titanio, un metal de extrema dureza y resistencia a la corrosión, y está diseñado para manejar los deshechos en un ambiente de gravedad cero. En su diseño, también se tuvo en cuenta que fuera cómodo tanto para hombres como para mujeres.  

La agencia espacial considera que el sistema ayudará a los astronautas a llevar “con valentía” las misiones en el espacio. 

El equipo pesa 45 kilos y mide 71 centímetros de alto, lo que lo hace un 65% más chico y un 40% más liviano que el sistema que se venía utilizando.  

Estará ubicado en un compartimiento cerrado, con lo cual los y las astronautas tendrán privacidad cuando necesiten hacer uso de él. 

El inodoro aspira los desperdicios humanos mediante un sistema de vacío y los aísla en contenedores adecuados para ese fin.  

E incluso tiene la capacidad de reciclar la orina para convertirla en agua potable para que los astronautas consuman.  

Fuente: Revista Weekend 

Comentarios